Metroid

¿Qué es lo primero que
pensáis al ver la siguiente foto?

chicametroid.jpg

¿La futura madre de vuestros
hijos o una grillada más? Los primeros evidentemente conoceis
el Metroid y os ponen este tipo de chicas que se disfrazan de
vuestros personajes favoritos. Los segundos, tranquilo, sois
normales, los enfermos somos nosotros. Eso sí, lo de la madre
es un poco exagerado, para un par de noches bien, pero luego a saber
como tendrá de amueblada la cabeza una persona que no duda en
gastarse una pasta en este tipo de disfraces y lucirse a lo largo y
ancho de internet… Más fotos de la chiquilla en esta dirección.

portadametroid.jpg

Metroid es un juego de finales de los
80, cuando los juegos, la música y los tebeos eran buenos. Era
un juego de plataformas en el que tenías que matar todo lo que
se movía, aunque en realidad tenías que usar todo tipo
de armas y de ingenio para pasarte las fases. Era un pedazo de juego,
de los grandes y al final tenía una sorpresa inesperada: el
protagonista era una chica. Vale, no os habéis quedado de
piedra al leerlo, pero en su día resulto ser la leche. La
costumbre es que los protagonistas de los juegos fueran tipos
hipermusculados y con exceso de testosterona. Los jugadores también
eramos en su mayoría del sexo masculino, así que todo
quedaba en familia. Encontrarse en la pantalla final con Samus, la
protagonista, quitándose el casco y revelando su sexo era una
revelación para la que no estabamos preparado. ¡Qué
grande es Nintendo! ¡Qué declaración más
contudente contra el machismo imperante en el mundillo de los
videojuegos!

metroidfinal.jpg

El problema es que había más
finales, concretamente 5, y fijaros lo que aparecen en dos de ellos,
que evidentemente eran más dificiles de conseguir que el
anterior:

metroidbikini.jpgmetroidligeraropa.jpg

¡Con menos ropa! ¡Y en
biquini! ¡Toma declaración contra el machismo! ¡Toma
libertades! Ay, al final los japoneses siempre pensando en las mismas
guarrerias de siempre, ya desde pequeñitos.

Un comentario en “Metroid

  1. Los japoneses son un poco muy machistas, pero Samus Aran es una lección de que las chicas son guerreras y no tienen que estar enseñando pechuga para demostrar que son chungas. No por nada, Samus está casi todo el tiempo con la armadura Chozo, si bien en los finales se queda más ligerita de ropa. xD
    La gente habla de Lara Croft como si fuese la primera heroína de videojuegos… Deberían echar la vista ún más atrás. 😛

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.