Superjueves

Hoy era el día esperado por toda la delegación española, el día en que los metales nos iban a salir por las orejas y catapultarnos hasta lo más alto del medallero. Y la verdad es que fue un día de intensas emociones llenas de medallas y algún que otro fracaso. Vamos a ello.

El día empezó prontisimo con el piragüismo. Y como antes de ayer con dos opciones claras de medalla y curiosamente ocurrió algo muy parecido. La primera opción venia de la mano de Sete Benavides en 200m. Y tuvo la medalla cerquisima durante toda la prueba, luchando hasta el último metro por la medalla de bronce. Pero en la última palada el brasileño que iba tercero empujo su piragua para delante, lo justo para sacarle 21 centésimas a Sete y arrebatarle el tercer puesto. No es la primera vez que nuestro palista queda en tan frustrante posición, algo de lo que declaro estar bastante harto. No me extraña.

rio-cravioto_toro
A continuación le tocaba el turno a uno de nuestros clásicos Saul Craviotto, medallista en Pekín y Londres, junto a Cristian Toro en 200 metros k2. Es una prueba tan rápida que o sales rapidísimo o no tienes que hacer y así hizo nuestro duo que salió a muerte desde el principio.Pusieron un ritmo de palada espectacular y hacía la mitad de la prueba ya iban liderándola claramente. No bajaron el ritmo en ningún momento y cruzaron la meta en primera posición consiguiendo la quinta medalla de oro de nuestra exposición. Craviotto es todo un seguro de vida en estas lides, esta es su tercera medalla en unos juegos y es posible que logre otra más en la prueba individual porque este chico no tiene límites. Este es el tercer oro del piragüismo en estos juegos, le esta salvando la cara al resto de deportes claramente.


El siguiente turno para medalla era para Carolina Marín, nuestra campeonisima en Badmiton. Su contrincante Li Xuerui, la actual campeona olímpica. En estos cuatro años la evolución de Carolina ha sido realmente espectacular mientras que sus rivales han tenido que ir contemplado como las pasaba por encima una a una. Esta semifinal ha sido otro ejemplo de la superioridad que la española tiene frente al resto de ranking. Ha salido concentradisima, se ha tomado el partido otra vez más como si fuera el último de su vida y ha destrozado punto a punto a su rival. Le imprime una velocidad y una garra a su juego que es muy complicado responder a todos sus lanzamientos y al final todos sus rivales acaban desesperadas. Este partido ha sido igual que el anterior y el anterior y el anterior. Una victoria rotunda, sin paliativos. La única novedad vino cuando quedaba tres puntos para que Carolina ganara el partido. Un mal salto de su rival hizo que se provocara una lesión que más tarde se descubrió que era una rotura de ligamento cruzado. En ese momento no se tenía claro si estaba fingiendo o no, pero daba igual, hubiera perdido aunque estuviera al 100%. Así que Carolina ya esta en la final donde tiene asegurada una medalla, aunque ella lo que ha venido aquí ha sido por el oro y no va a parar hasta conseguirlo. Contamos con ello.

rio-carolina_semis
A continuación le tocaba a otra de nuestras aspirantes a metal, Ruth Beitia, clasificarse para la final de salto de altura. 1.94 era la altura que se pedía y Ruth empezó a saltar en 1.85. A la primera. 1.89, a la primera. Y 1.92 y 1.94. Todos a la primera, de manera limpia y sin ninguna clase de problemas. Vamos, un día más en la oficina para nuestra saltadora. A ver que tal lo hace en la final, que esta tienen que ser sus olimpiadas.

Nuestra siguiente opción de medalla venía de la vela. Tamara Echegoyen y Berta Betanzos participaban en la medal race del 49er femenino. Las cuatro primeras se encontraban con solo 1 punto de diferencia entre ellas y como los puntos de esta carrera valen doble, ganaba simplemente la que entrara en meta delante de las demás. Daba igual la posición de la carrera, simplemente importaba entrar delante de las otras tres rivales. Y desde la salida se nos acabaron casi todas las opciones ya que fue un medio desastre que nos hizo ir a remolque de las demás. toda la prueba. Hubo un momento al principio que parecía que podíamos alcanzar el bronce pero no duro más que unos minutos y nuestras esperanzas no tardaron en desvanecerse. Que pena con la gran competición que habían hecho, justo no tener el día en la carrera decisiva. Bueno, como siempre se dicen, son las cosas que tiene el deporte, pero aún así duele. En estos juegos la vela no nos ha dado los dos o tres metales que caían siempre. Gran paso para atrás.

rio-vela_tamara_berta
En baloncesto femenino nos jugábamos la plata. Vale, es algo duro decirlo así, pero en la final va a ser imposible ganar a los Estados Unidos. La diferencia entre ese equipo y el resto es mucho mayor que la existente en hombres y tendría que pasar algo muy pero que muy extraño para que no ganaran el oro. Dicho esto, nos tocaba jugar contra Serbia, actual campeona de Europa y duro rival. Un contundente 20-9 en el primer cuarto nos empezó a mostrar el camino. Las serbias apretaron en el segundo y se pusieron a 5, pero nosotras muy serias y ordenadas pusimos el turbo y nos pusimos a 15 de diferencia al final del tercer cuarto. El parcial de ese cuarto es tremendo, 10 puntos para las Serbias, 20 para las españolas. El final del partido ya simplemente lo controlamos sin mayor problema. Las serbias estaban completamente hundidas y no las permitíamos que se nos acercaran en ningún momento. 68-54 el marcador final, con lo que España gana brillantemente una medalla de plata merecidisima.
A falta de que lo hagan los chicos, son nuestro mejor combinado de todos los juegos. ¡Qué grandes!

rio-espana_serbia_baloncesto

Las otras dos medallas llegaron vía Taekwondo. Eva Calvo y Joel Gonzalez eran nuestras claras esperanza para las medallas. Y los dos fueron resolviendo ronda tras ronda, con bastante más dificultad de la esperada, pero logrando imponerse a todos los rivales que le salían al paso. Hasta que llegaron las semifinales. A Eva le toco una egipcia adoradora del catenaccio y que no le importaba llegar 0-0 al final del combate. Y así paso, que hubo que ir al punto de oro. Varias veces estuvo a punto Eva de ser impactada por su rival, pero pudo zafarse y arrear una patada mortal que acabo con las esperanzas de su rival. Clasificada para final.

rio-eva_calvo
Joel lo tuvo mucho más complicado porque le toco un jordano que según los comentaristas era una autentica maquina de dar patadas. Y sí que lo era sí. Joel no pudo hacer gran cosa ya que su rival pronto puso distancia en el marcador y se paso el resto del combate poniendo poses de chulería y desquiciando a nuestro luchador. Un 12-7 final muestra la distancia entre luchadores.

rio-joel_gonzalez
En el duelo por el bronce Joel tuvo que enfrentarse a un correoso venezolano. 0-0 en el primer asalto, 1-1 en el segundo. Muy justo todo. Una patada a la cabeza de su rival ponía a Joel en ventaja que se dedicó a aguantar todo lo que pudo lo que quedaba de asalto. Y aunque le costo, solo recibió un golpe mínimo de su rival, terminando 4-3 y haciéndose con la medalla de bronce. ¡Bravo Joel!
A Eva le toco una rival muy complicada en la final, la actual campeona olímpica. Un 0-6 en el primer asalto hacía temer lo peor, pero Eva remontó en el segundo y se puso 6-7, ventaja mínima para la británica. Todo fue un espejismo, en el tercero nuestro rival lo sacó todo para hacerle 9 puntos más a Eva. Inapelable. Aún así, plata para nuestra deportista que ha hecho una competición extraordinaria llena de garra y coraje. ¡Bravisima!

rio-eva_joel_medallas

Así que al final sí que ha sido todo un superjueves. 5 medallas: 1 oro, 1 plata y 1 bronce y 2 de color desconocido. Bueno, al final estamos enmendando esto, pero se nos van a quedar algo corto los juegos. Y mañana más medallas, ¡seguro!

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.